lunes, 27 de mayo de 2013

On the edge [26/06/12]


Tiritar, marearse, apenarse, mirar en blanco y esas ganas de estar loca y vomitar. Parpadeos de frío, cerradas de ojos de aquellas que no saben que hacer con el cuerpo. Mi mente ya no reacciona, gracias por confirmarme que soy débil. Gracias por hacerme sufrir imaginándote peor que yo. Gracias puto invierno por concederme tales estupideces misteriosas, como aquellas miradas. Gracias mente por hacer que me imagine las peores imágenes, y gracias sobretodo a mis ojos que ya no lloran.
Esta es una noche en las cuales me gustaría no dormir. Pero tampoco despertar. Cuando me cepillaba los dientes pensaba en hacer un sólo movimiento y listo. Pero no, no lo hice, porque soy bipolar.
Como dicen, las malas lenguas no merecen  besos, quizá con lo de malas lo dicen literal, o quizá no, pero yo ni hoy ni mañana merezco besos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario